Nació

¿Cuánta expectativa hay en el nacimiento de un bebé? Muchas cosas pasan por la mente al pensar en lo que llegará a ser el bebé que se está formando en el vientre de su madre. Preguntas como: ¿Cómo será? ¿A quién se parecerá? ¿Cuál será su personalidad? ¿Qué gustos tendrá? ¿De qué manera nacerá? ¿Cuál será su nombre? En fin, son muchas las preguntas que surgen al esperar un bebé.

El mesías fue un bebé esperado y deseado. Los profetas del Antiguo Testamento lo anunciaron. Las personas comentaban de Él, y al final de cuentas, cuando vino, no lo reconocieron. Es más, se había profetizado dónde nacería, de quién saldría y cuál sería su llamado. El Salvador del mundo vendría a traer paz entre Dios y los hombres. Su trono no tendría fin y Su poder sería más grande que cualquier trono o fortaleza humana.

Al nacer Jesús nació la oportunidad para una nueva vida. Nació la esperanza segura, el gozo inagotable, la paz verdadera, la fe duradera, la fidelidad eterna, el amor incondicional y el futuro eterno. Nació la vida abundante y se derrocó la muerte. Lo único que debes preguntarte es, ¿ha nacido Jesús en tu corazón? Si Jesús no ha nacido en ti carecerás siempre de la paz verdadera que solo Él te puede dar. La Biblia dice en Lucas 2:11, “Hoy les ha nacido en la ciudad de David un Salvador, que es Cristo el Señor” (NVI).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s