Examen

¿Has pasado un examen que no pensabas pasar o has perdido uno que sí estabas seguro de pasar? La vida está llena de exámenes. Algunos de ellos son fáciles, pero otros, diría yo en su mayoría, se presentan para hacernos crecer, desafiarnos y enseñarnos. Hay exámenes de índole académico. Estos, aunque tienen diferentes grados de dificultad son los más fáciles. Otros, son de índole relacional los cuales son aún más difíciles. Qué decir de aquellos exámenes físicos donde muchas veces nos encuentran niveles desproporcionados en nuestra salud teniendo que hacer cambios drásticos para mejorar rápidamente, porque de no ser así, iríamos rumbo a la cama de un hospital o a una cirugía no deseada en cuestión de poco tiempo. 

Pero ¿qué decir de nuestro examen espiritual? ¿Cuándo fue la última vez que pasaste por uno de estos? ¿Hace cuando no meditas en cómo está tu vida espiritual? La Palabra de Dios está llena de ejemplos de personas que ignoraron el pasar por un examen en su vida espiritual y cuando lo quisieron hacer, ya estaban enfrentando las consecuencias de sus decisiones, especialmente cuando se habían apartado de Dios. ¿Por qué esperar hasta ese extremo? Lo puedes hacer hoy. 

Lo más interesante es que Dios desea que te hagas estas preguntas y que regreses a una comunión con Él si no lo estás haciendo. Siempre hay campo para mejorar y para vivir una vida espiritual más plena. La Biblia dice en el Salmo 139:23, “Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; Pruébame y conoce mis pensamientos ” (RV1960).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s