Tragedia: Vivir muriendo

La peor tragedia del mundo es vivir muriendo. Es decir, no saber gozar y vivir en plenitud de vida. Es el vivir sin propósito y sin pasión. Yo digo que la peor tragedia no es el que muramos, porque nadie puede huirle a la muerte. La peor tragedia es vivir sin dirección y sin propósito. Es como vivir sólo esperando el día de nuestra partida. ¡Qué triste sería la vida al vivir solo de esta manera!

Debemos vivir con significado, haciendo lo mejor que podamos cada día. Para esto, no solo debemos hablar, sino actuar, no debemos solo decir, sino demostrar y no prometer, sino cumplir. Recordemos que solo aquellos quienes arriesgan yendo muy lejos, pueden descubrir lo lejos que pueden llegar. Un hombre o mujer sin metas y planes para luchar en la vida, será como un barco zarpado sin destino.

Dios nos ha creado para vivir con propósito y aunque cada día estamos más cerca de nuestra partida momentánea, estamos más cerca de nuestra morada celestial. Pidámosle a Dios que nos aclare cada vez más Sus propósitos para nuestras vidas y la tenacidad para cumplir cada uno de ellos. La Biblia dice en el Salmo 138:8: “ El Señor llevará a cabo los planes que tiene para mi vida, pues tu fiel amor, oh Señor, permanece para siempre. No me abandones, porque tú me creaste” (NTV)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s