Burla

“En la casa de la burla reside la estupidez”. Hay muchas personas que les fascina burlarse de otros. Son unos burlones. Sin embargo, a ellos no les gusta que se burlen de ellos. La burla es insensata, porque una persona prudente y sensata no participa de dicha práctica. Es más, la burla procede de un corazón insatisfecho, descontento y con grandes problemas de identidad. Los “burlones” llaman la atención de otros proyectando sus propias fallas y carencias.

Entonces ¿qué debemos hacer cuando hay burla alrededor de nosotros? Primero, no debemos participar de ella. Si se están burlando de otros, simplemente no participes. Acuérdate que tú puedes ser el siguiente. En segundo término, práctica la regla de oro: “Trata a otros como quieres que te traten a ti”. Tercero, redirige y corrige a otros cuando tengas la oportunidad. Por último, comparte con otros que la burla es solo una señal de estupidez.

Pidámosle sabiduría a Dios para ejercitar el discernimiento, para tratar bien a otros, para evitar la burla, pero sobre todo, para no actuar con estupidez. La Biblia dice en Proverbios 3:34 , “El Señor se burla de los burlones, pero muestra su bondad a los humildes”, (NTV).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s