No hay tregua

“No hay tregua”. Es una frase que usamos comúnmente para decir que ya no hay más oportunidad, que ya se ha acabado el tiempo, que ya no se puede seguir adelante o que ya todo está por terminar. Por otro lado, puede también usarse como una advertencia hacia una última oportunidad en una batalla. Otros usan la expresión: “No más tregua” para explicar que ya no hay nada más que se pueda hacer en una relación, discusión o situación.

¿Te imaginas si la vida se viviera de está manera, sin treguas? Simplemente, no podríamos vivir porque la vida está llena de oportunidades y de treguas. Es más, la Biblia dice que la misericordia de Dios se renueva cada mañana. De modo que siempre hay una tregua disponible a través de Él. Dios es el Dios de las oportunidades. En Él sí hay tregua siempre y cuando vengamos a Él con todo nuestro corazón.

Si Dios nos otorga una tregua ¿por qué no podemos otorgarla fácilmente a los demás? Nos es difícil otorgar una tregua hacia otros debido a nuestro egoísmo y a nuestro pecado. Sin embargo, recordemos que por gracia hemos sido perdonados y por gracia lo debemos hacer con los demás. Así que, “otorga la tregua que otros tanto están esperando de ti hoy”. La Biblia dice en Proverbios 17:9, “Cuando se perdona una falta, el amor florece, pero mantenerla presente separa a los amigos íntimos” (NTV).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s