En todo tiempo la fe

En todo tiempo se necesita tener fe. Martín Lutero dijo: “La fe verdadera y duradera necesita sujetarse solo a Cristo y a nada más”. La fe es el antiséptico del alma. Por ejemplo: “En la vida hay que saber cuando tener fe para comenzar, cuando tener fe para seguir y cuando tener fe para finalizar”, porque la fe nos ayuda a comprender que las circunstancias no dictan nuestra felicidad ni nuestra paz interior. Me gusta pensar que la fe es el puente que nos ayuda cruzar desde donde estamos hacia donde Cristo quiere que estemos.

La fe no hace las cosas sencillas, sino que las hace posibles. La fe es creer. ¿En qué o en quién crees? Si crees en Jesús y depositas tu fe en Él, el mundo de imposibilidades, podrá ser posible. En otras palabras, la fe muestra la realidad de lo que deseamos y esperamos y producirá la evidencia de lo que aún no podemos ver.

Un amigo siempre me decía: “La fe ve lo invisible, cree lo increíble y recibe lo imposible”. ¿Tienes fe? ¿Necesitas incrementarla? Es más, ¿es Cristo el autor de tu fe? La fe es una palabra pequeña que puede lograrlo todo. Entonces, levanta tu mirada, confía en Dios y ten fe en Él. La Biblia dice en Juan 11:40, “Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?” (RV1960).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s