Comentarios

Hay personas que viven dependiendo de los comentarios de los demás. Parece ser que les importa quedar bien con todos, lo cual es imposible por la diversidad de opiniones. Séneca, filosofo latino dijo: “Importa mucho más lo que tú piensas de ti mismo que lo que otros opinen de ti”. Hasta cierto punto esto es verdad. Sin embargo, yo diría: “Importa mucho más lo que Dios piensa de ti que lo que tú u otros opinen de ti”. Este es un principio para la vida. Si nos concentramos más en lo que Dios piensa de nosotros que lo que nosotros pensamos de nosotros mismos, nuestra vida cobraría un significado diferente.

¿Te haces esa pregunta constantemente? Te preguntas, Dios, ¿qué piensas de esta o aquella situación? La opinión de Dios hacia nosotros siempre va a estar basada en Su gran y eterno amor. Su fidelidad y Su bondad son inmensurables. Su gracia es infinita. Su dictamen es el mismo a través de Su hijo Cristo y Su concepto hacia nosotros se profiere en la palabra “redimidos”. De modo que si mantienes una buena relación con Él, tus demás relaciones estarán mucho mejor.

Recuerda que la opinión que más vale, no es la opinión de los demás, sino la opinión de Dios. Escucha Su dulce voz, no ignores Su Palabra y camina en fe creyendo firmemente en Él y en cada uno de Sus preceptos. Recuerda lo siguiente: “No vivimos buscando la aprobación de la gente. Vivimos buscando la aprobación de Dios”. La Biblia dice en el Salmo 36:7 , “¡Qué precioso es tu amor inagotable, oh Dios! Todos los seres humanos encuentran refugio a la sombra de tus alas”, (NTV).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s