Perseguidos

¿Alguna vez has sentido delirio de persecución? Es ese sentimiento de sentirse perseguido(a) constantemente. Es sentir que hasta tu sombra te persigue y que no puedes confiar en los que están alrededor tuyo. Es sentir temor, fobia, miedo y desespero al mismo tiempo. Es sentirse ansioso en medio de los demás llegando en algunos extremos a convertirse en una fobia social. 

Quizá puedes pensar que no tienes problemas con esto, pero estadísticamente se afirma que más de la mitad de la población mundial ha sufrido periodos de delirio de persecución por las condiciones actuales en las que se suele vivir, las experiencias del pasado, las tragedias y los múltiples desafíos entre las relaciones interpersonales. 

Sea que hayas experimentado o no el delirio de persecución, hoy es un día para confiar en alguien que te puede proteger, dirigir y sustentar. Esa es la persona de Jesús. Él te persigue para tener una relación contigo, camina junto a ti y esta frente a ti como tu director. La Biblia dice en 2 Corintios 12:10, “Es por esto que me deleito en mis debilidades, y en los insultos, en privaciones, persecuciones y dificultades que sufro por Cristo. Pues, cuando soy débil, entonces soy fuerte” (NTV)    

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s