Rico

“Una persona rica no es la que tiene mucho, sino la que no tiene necesidad de más”. La riqueza no es sólo lo material y lo tangible. ¿Qué tal de lo intangible y lo trascendente? ¿Qué tal de la riqueza emocional y espiritual? Hay personas que parecen tenerlo todo, pero a su vez, no tienen nada. Carecen de un capital emocional y espiritual.

Todos somos ricos si cambiamos nuestra perspectiva de vida. No es el afirmar un sentido de conformismo, ni el desanimarnos a emprender o a seguir hacia adelante con nuestras metas financieras. Es el cambiar nuestra perspectiva de insatisfacción y lidiar con nuestra tendencia de tener más para ser felices. La verdad es que si no eres feliz con lo que eres y tienes ahora, no lo serás cuando tengas más. 

La riqueza del alma se sacia día a día al igual que la riqueza espiritual. Debemos nutrir nuestro capital físico, emocional, espiritual, relacional y el económico. Entonces, ¿cómo estás invirtiendo en cada uno de ellos? Recuerda: Una persona rica no es la que tiene mucho, sino la que no tiene necesidad de más.  La Biblia dice en Filipenses 4:19, 19 Y este mismo Dios quien me cuida suplirá todo lo que necesiten, de las gloriosas riquezas que nos ha dado por medio de Cristo Jesús” (NTV)    

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s