El Tiempo

¿Cuántas veces escuchamos la frase: “Dale tiempo al tiempo”? Nos referimos a esta frase cuando sabemos que al transcurrir el tiempo las cosas se aclararán, la verdad saldrá a la luz, la genuinidad se verá y sobre todo, la vida podrá cobrar otro sentido y una perspectiva totalmente diferente. 

El tiempo es el abogado de algunos, el juez de otros y el jurado de muchos. El tiempo es el amigo anhelado, el confidente esperado y el responsable de muchas cosas. El tiempo es esencial para sanar, es primordial para olvidar y la mejor terapia para restaurarse en todas y cada una de las áreas en la vida. A veces lo que necesitamos no son recursos tangibles, ni muchas cosas más. Lo que verdaderamente necesitamos es como dice un dicho: “Darle tiempo al tiempo”. 

Entonces, deja que el tiempo trabaje a tu favor. Espera cosas imposibles, trabaja diligentemente en tu salud integral en tu área física, emocional y espiritual y confía en que Dios usará el tiempo como un agente transformador, restaurador y liberador para tu vida.   La Biblia dice en el Salmo 31:15, “En tu mano están mis tiempos; líbrame de la mano de mis enemigos y de mis perseguidores” (RV1960)   

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s